Consejos para no ser víctimas de estafa

Enterese.net.-  Llegaron las fiestas de fin de año y el pago de la gratificación es un salvavidas para quienes buscan regalos con las mejores ofertas y promociones. En nuestro país, comprar por internet es una opción que gana cada vez más adeptos por la forma rápida cómo se realiza, sin necesidad de colas e incluso, dependiendo el establecimiento, los productos los dejan en la puerta de tu casa.

Sin embargo, el mundo del Internet tiene sus propios peligros ya que muchos ciberdelincuentes andan al acecho y si no es precavido podría ser víctima de alguna estafa; por ello, Claudia Quintanilla, Gerente de Operaciones de la fintech Rextie, le brindan algunas recomendaciones para hacer sus compras y pagos online con mayor confianza:

  1. Utilice la computadora de su casa. Al hacer transacciones electrónicas o compras en línea, es recomendable hacerlo desde una PC, laptop o dispositivo móvil de confianza y en su propia casa. Evite utilizar wifi público (de cafeterías o parques) para realizar sus operaciones financieras, pues son más propensas a sufrir ataques cibernéticos. También es más seguro hacerlo a través de la app de su entidad financiera en su smartphone.
  2. Verifique la dirección web. Ingrese a la web de su banco a través de la URL que conoce y no utilice ninguna que haya sido enviada por un tercero, dado que podrías ser víctima de phishing, un método que roba su información a partir de una página que simula ser la de su entidad financiera, pero que solo busca obtener sus datos de acceso. Si la web a la que está ingresando le despierta sospechas, repórtelo de inmediato a través de los canales de atención disponibles.
  3. No haga clic a ningún enlace que llegue a su e-mail. Las entidades financieras jamás incluyen enlaces en los correos que envían a sus clientes. Lo más recomendable es escribir directamente la dirección en la barra de búsqueda. Ignore también los mensajes de texto que le avisan sobre premios y que le pidan datos personales para obtenerlos.
  4. Cambie su contraseña con frecuencia. Coloque claves seguras a través de la combinación de números y letras (mayúsculas y minúsculas). Si detecta que alguien ha logrado obtener las claves de sus productos bancarios, cambie inmediatamente las contraseñas de acceso, pues esa persona perderá el acceso apenas lo haga. Los expertos recomiendan cambiar la clave cada 30 días.
  5. Active notificaciones post-compra. Asegúrese de que su entidad financiera lo notifique vía e-mail o por mensaje de texto cuando realice una compra o un pago por internet. De esa forma podrá descubrir si alguien más está usando su tarjeta o datos sin tu consentimiento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.