comercio electrónico

Los comercios deben robustecerse para sostener la demanda del comercio electrónico

  • En Latinoamérica el número de compradores por medios digitales ha venido en aumento, en 2017 eran 136 millones y para el 2020 el número llegó a 166 millones, según la firma Statista 
  • El aislamiento preventivo ha hecho que en lo corrido del año las compras online reporten un aumento de 120% en Perú. 

Enterese.net.-  El año pasado el e-commerce cerró con unas cifras positivas, según datos de la Cámara Peruana de Comercio Electrónico, los usuarios hicieron compras por cuatro mil millones de dólares y eso significó un incremento de 31% con respecto a 2018. Ahora, por la coyuntura ya conocida del COVID-19, las compras digitales se convirtieron en una de las herramientas favoritas de los ciudadanos para adquirir productos y servicios de manera segura, sin salir de casa, respetando las cuarentenas y evitando aglomeraciones.

Esto trajo como resultado una potenciación del comercio electrónico impensado, pero positivo. #Niubiz Intelligence ha revelado que en Perú el sector subió su penetración en junio el 45% en el consumo. El aislamiento preventivo ha hecho que en lo corrido del año las compras online reporten un aumento de 120% para primer semestre y el número de comercios que ahora hacen parte del mismo se haya cuadriplicado en comparación con el mismo periodo de 2019.

“Acá entra a jugar un factor muy importante. Es la preparación de los establecimientos comerciales para atender de la demanda y garantizar el servicio con calidad y seguridad. Por eso deben contar con aliados estratégicos que ofrezcan garantías para los clientes en cuanto al resguardo de sus datos e información financiera. Los empresarios deben entender que, si no ajustan sus procesos desde tener una buena página web, procesos de compras seguras y estrategias de entrega eficientes, pondrán en juego muchas cosas como la reputación y la credibilidad del sector”, informó Oscar Quevedo, Head of marketing and design de #Kushki.

El experto, enfatizó que con la pandemia y esta digitalización “forzada”, muchos comercios estaban en una etapa muy temprana de su integración a acelerar el proceso para poder vender cuanto antes, por eso la urgencia de tomarse en serio la necesidad de ir ajustando detalles sobre la marcha para que los usuarios finales sean los grandes ganadores de esta ‘gran ola’ de compras virtuales que se vive en Latam y el mundo.

La seguridad en las compras tiene que ser uno de los focos de los empresarios, lo recomendable es trabajar con pasarelas de pago que den herramientas que garanticen la seguridad de los datos de sus clientes, donde las más destacadas manejan altos estándares de seguridad en la industria fintech y certificaciones como la PCI DSS Nivel 1.

“Las pasarelas de pago deben contar con varias medidas dentro de su infraestructura como políticas y procesos de seguridad. Acá trabajamos sobre la plataforma AWS (Amazon Web Services) quien provee de diversas herramientas de seguridad como firewall perimetral, WAF, Anti DDoS, SIEM, segmentación de red, escáner de vulnerabilidades interno y externo (ASV), antimalware, DLP, herramienta de gestión de accesos, cifrado de base de datos, bóveda de contraseñas, hardening y ethical hacking recurrente, entre otros”, detalló Quevedo.

Vale la pena mencionar que las certificaciones también permiten conocer que quien les ofrece el servicio a los comercios tiene la tecnología para aguantar una gran cantidad de compras, lo cual es muy importante para que los consumidores no tengan problemas a la hora de hacer sus compras, si las organizaciones garantizan que su infraestructura tecnológica puede recibir un alto tráfico, sumado a un buen posicionamiento, seguramente la coyuntura les ayudará a potenciar sus ventas y suplir la merma de la crisis.

Todo esto debe tenerse claro ya que la nueva normativa brindada por el Instituto Nacional de Defensa de la Competencia y de la Protección de la Propiedad Intelectual (Indecopi), sanciona el fraude, las demoras en pagos y las entregas de productos. La competitividad corporativa requiere de varios frentes, no solamente es una página web para hacer ventas, es mucho más que ese desde el aspecto digital.

En el país, el Gobierno ha tomado la determinación de seguir con la cuarentena obligatoria y focalizada, incluyendo toques de queda y restricción del libre tránsito. Por ello, incluso los bienes esenciales seguirán siendo impulsados para comprar en línea con el fin e minimizar las probabilidades de contagio del virus.

comercio electrónico

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.