Coca-cola te invita a regalar minutos de felicidad esta navidad

“YO TAMBIÉN CREO EN TI”  

fabrica-juguetes-papa-noel

A través de la Fábrica de Juguetes, ubicada en el Parque de la Exposición, Papá Noel invita al público a preparar juguetes que serán entregados a niños de escasos recursos.

Enterese.net.- En esta Navidad, Coca-Cola te invita a descubrir el Papá Noel que todos llevamos dentro, inspirando el verdadero espíritu navideño a través de la realización de acciones sencillas o pequeños actos de bondad.

Con esta finalidad, se ha instalado en el Parque de la Exposición la Fábrica de Juguetes de Coca-Cola, donde el público en general –y de manera gratuita– tendrá la oportunidad de ser Papá Noel y, junto a mágicos duendes, regalar minutos de felicidad y preparar los regalos que serán entregados a miles de niños de escasos recursos.

La Fábrica de Juguetes de Coca-Cola estará abierta al público y a todos los que quieran colaborar desde el 6 de diciembre, todos los fines de semana –viernes, sábado y domingo– hasta el 22 de diciembre, a partir del mediodía hasta las 10 de la noche.

El comercial de la campaña, producido por Passion Pictures –dirigida por el especialista en animación, Pete Candeland–, sorprende con un Papá Noel que, en vez de recibir cartas, nos escribe una a todos invitándonos a ser protagonistas de esta Navidad y que se refuerza con la mágica Fábrica de Juguetes de Coca-Cola que espera recolectar, con el apoyo del público, 27 mil juguetes en 9 días de activación.

COCA-COLA Y PAPÁ NOEL: UNA HISTORIA NAVIDEÑA

La figura icónica de Papá Noel, que está íntimamente ligada a la Navidad, no siempre fue como la conocemos hoy: un hombre alegre y bonachón, de barba blanca y de traje rojo. En algunos lugares, la figura de Papá Noel se asemejó a un santo e incluso tuvo la forma de duende. Así lo imaginaron y representaron en diversos países y a lo largo de varios años hasta 1931.

En ese momento, Papá Noel apareció por primera vez en la revista Saturday Evening Post con el aspecto que tiene en estos días, gracias a una publicidad de la marca Coca-Cola que la famosa compañía de bebidas le había encargado al artista estadounidense Haddon Sundblom. La historia cuenta que el artista se inspiró en un amigo suyo para crear la imagen universal actual de un personaje de leyenda vestido de rojo.

Sundblom nació en Michigan en 1899 en el seno de una familia sueco-estadounidense. Criado en Chicago, desde muy joven empezó a destacarse como artista. En 1920 abrió su propio estudio y, casualmente, Coca-Cola fue uno de sus primeros clientes. Desde aquel dibujo publicado en 1931 hasta 1964, Sundblom creó más de 40 pinturas al óleo en las que, a partir de diferentes situaciones, daba a conocer la personalidad de Papá Noel: travieso y juguetón, refrescaba con Coca-Cola sus largas jornadas repartiendo felicidad.

Sus imágenes recorrieron el mundo en empaques, publicidades y exhibiciones itinerantes de los cuadros originales, que fueron expuestos en Japón, Australia, Francia y Filipinas, entre otros países. Así, los dibujos de Sundblom aparecieron en millones de latas, botellas y packs de Coca-Cola. Dos muy recordados son: la pintura de 1958 que llevaba el título “La pausa que refresca”, y la de 1962 con el slogan “Saludo navideño“. En 2013, Coca-Cola vuelve a los orígenes y regresa a los diseños iniciales de Sundblom.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.