Hemofilia: Lo que debes conocer sobre este trastorno hereditario

La hemofilia es un trastorno congénito-hereditario que provoca que la sangre no coagule correctamente, generando sangrados excesivos cuando la persona tiene una herida o lesión, sea a nivel interno o externo. Para conocer más sobre esta condición poco común, el Dr. José Caravedo, hematólogo de la Clínica Ricardo Palma nos explica sus causas y cuidados a tener en cuenta.

Existen dos tipos de hemofilia: la A y la B, siendo la primera la hemofilia clásica y la B es conocida como enfermedad de Christmas. De acuerdo al especialista, la hemofilia es causada por una disminución en la producción de los factores de coagulación VIII en la Hemofilia A, o IX en el caso de la Hemofilia B. Cabe resaltar que, si bien este trastorno no tiene cura, con el tratamiento y cuidados adecuados la persona puede llevar una vida normal.

El Dr. Caravedo señala que la #hemofilia es una condición mucho más frecuente en #hombres que en #mujeres. Esto se debe a que su herencia está ligada al #sexo, #cromosoma X, mientras que las mujeres son portadoras del #gen. De esta manera, la única posibilidad que existe de que una mujer tenga la enfermedad es que su padre sea #hemofílico y su madre #portadora.

La #enfermedad puede presentar ciertas complicaciones, pero esto depende del estado de #severidad de cada paciente. Por ejemplo, en pacientes con defecto severo (menos de 1%) hay sangrados espontáneos a cualquier nivel y #sangrados a nivel #articular (#Hemartrosis).

Con respecto a los cuidados a tener en cuenta, el especialista destaca lo siguiente:

  • Evitar cortes, heridas y cualquier tipo de traumatismos
  • En pacientes con defectos leves-moderados, las medidas pueden ser preventivas cuando vaya a ser sometido a extracciones dentales, cirugías o biopsias.
  • En casos severos requieren la administración del factor de coagulación, sea VIII o IX, en forma permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.